resonancias.org

Literatura
07 10 2018
Juan Villoro: “Vivir en Ciudad de México es aprender a disfrutar la ansiedad” por David Marcial Pérez

Juan Villoro presenta una crónica en mosaico de la capital mexicana en su último libro “El vértigo horizontal” (1). Enrique Vila-Matas llamó a Barcelona la ciudad Madame Bovary, siempre insatisfecha de sí misma, muy activa, dinámica, “ciudad muy nerviosa donde nada dura, ni lo más reciente”.  Juan Villoro ha preferido bautizar a la capital mexicana como la ciudad Janis Joplin. “Su temperamento es todavía más exaltado y la paradoja es que esta mujer excesiva te resulta fascinante y acabas entregado a su abrazo. Vivir en la Ciudad de México es una manera de acostumbrarte a la ansiedad, incluso aprender a disfrutarla”, contaba el miércoles 26/09/18 el escritor mexicano a propósito su libro, un retrato acrisolado de esta ciudad sin frenos. (Continúa en la página interior).

(Publicado el 28/09/2018 en la sección Cultura del diario El País de Madrid.

(1) “El vértigo Horizontal”, Almadia Ediciones, México D.F., 2018.

Copyright: Diario El País de Madrid

ACERCA DEL AUTOR
Juan Villoro

Juan Villoro nació en México D.F. en 1956. Estudió Sociología en la Universidad Autónoma Metropolitana. De 1981 a 1984, fue agregado cultural en la Embajada de México en Berlín Oriental, de la entonces República Democrática Alemana. Ha sido director del suplemento “La Jornada Semanal” de 1995 a 1998, además de impartir talleres de creación y cursos en instituciones como el Instituto Nacional de Bellas Artes y la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM). Ha colaborado en diversas revistas y diarios mexicanos se desempeñó como jefe de redacción en los diarios y suplementos La Jornada, Uno más uno, Diorama de la Cultura, El Gallo Ilustrado, Sábado, entre otros. De 1976 a 1977 fue becario del INBA en el área de narrativa y de 1994 a 1996 en el Sistema Nacional de Creadores Artísticos. Ha sido profesor en la Universidad Autónoma de Madrid, en Yale, Universidad Pompeu Fabra de Barcelona y Princeton. En 1991, publicó su primera novela “El disparo de argón” pero su éxito como novelista llegó en 2004 con “El testigo” que obtuvo el Premio Herralde de España. Vive entre México y España.